Menores de 60 años con alto riesgo

Los grupos de personas que presentan un alto riesgo de complicaciones derivadas de la gripe son:

 

  • Personas menores de 60 años de edad:

 

• Menores (a partir de 6 meses de edad) y personas adultas con enfermedades crónicas cardiovasculares, neurológicas o respiratorias, incluyendo displasia bronco-pulmonar, fibrosis quística y asma.
 
• Menores (a partir de 6 meses de edad) y personas adultas con:

      - Diabetes mellitus.
      - Obesidad mórbida.
      - Enfermedad renal crónica y síndrome nefrótico.
      - Hemoglobinopatías y anemias.
      - Trastornos de la coagulación.
      - Hemofilia y trastornos hemorrágicos crónicos, así como receptores de hemoderivados y transfusiones múltiples.
      - Asplenia o disfunción esplénica grave.
      - Enfermedad hepática crónica, incluyendo alcoholismo crónico
      - Enfermedades neuromusculares graves.
      - Inmunosupresión.
      - Cáncer y hemopatías malignas.
      - Implante coclear o en espera del mismo.
      - Fístula de líquido cefalorraquídeo.
      - Enfermedad celíaca.
      - Enfermedad inflamatoria crónica.
      - Trastornos y enfermedades que conllevan disfunción cognitiva: Síndrome de Down, demencias y otras.

 
• Menores de edad comprendida entre 6 meses y 18 años que reciben tratamiento prolongado con ácido acetilsalicílico.
 
• Personas de cualquier edad (a partir de 6 meses) institucionalizadas de manera prolongada.
 
• Mujeres embarazadas en cualquier trimestre de gestación y mujeres durante el puerperio (hasta los 6 meses tras el parto y que no se hayan vacunado durante el embarazo).
 
• Menores entre los 6 meses y los 2 años de edad con antecedentes de prematuridad menor de 32 semanas de gestación.